Avanza la reconstrucción de la parroquia Niño Jesús de Villa Alegre

Los trabajos están a cargo del Ministerio de Obras Públicas, a través de la Dirección Regional de Arquitectura, y abarcan un total de 2041 metros cuadrados de construcción sumando el templo principal y las obras anexas exteriores.

VILLA ALEGRE.- Con la presencia de un equipo de especialistas en restauración patrimonial se desarrollan los trabajos de reconstrucción del monumento histórico Parroquia Niño Jesús de Villa Alegre, inmueble que resultó seriamente dañado con el terremoto de 2010 y que hoy registra un 37 por ciento de avance físico.

Tras inspeccionar las faenas, el Secretario Regional Ministerial de Obras Públicas, José Arancibia, señaló que “este es un proyecto muy anhelado por la comunidad y que se viene trabajando con acuciosidad por parte del equipo técnico especialista en estas faenas de restauración. Se está  reconstruyendo lo dañado como son la nave central, el campanario con cúpula de cobre, el altar, la sacristía, bodegas, pasillos, patios y pinturas iconográficas religiosas que van en el cielo de la nave central”.

“Lo que se hace es en poner en valor un inmueble bajo la categoría de monumento histórico mediante la combinación de modernas técnicas constructivas que permiten dejar la iglesia con la misma apariencia que tenía antes del terremoto”, señaló el SEREMI Arancibia.

La parroquia Niño Jesús de Villa Alegre tiene el carácter de monumento nacional desde 1979 debido a que alberga desde el año 1969 los restos del abate Juan Ignacio Molina, precursor de conocimiento científico en Chile.

Por su parte, el Director Regional de Arquitectura del MOP, Gustavo De la Fuente, explicó que las principales operaciones para la reconstrucción del templo son el refuerzo estructural mediante la inserción de contrafuertes de los muros norte y sur, la cubierta y cielo de la nave central, la restitución de los corredores laterales y la reparación integral del campanario.

“Esta estructura está conformada por adobe y albañilería por eso ha habido un desafíos muy importante por parte de los ingenieros y arquitectos del proyecto para ir combinando elementos que tienen distintos comportamientos pero que hoy es posible unir y dotarlo de la resistencia necesaria para su mejor uso”, señaló De la Fuente.

De acuerdo a lo informado por las autoridades del Ministerio de Obras Públicas los trabajos representan una inversión de 1.380 millones de pesos y el plazo de término está programado para junio del presente año.

COMPARTIR

¡Queremos saber tu opinión!