Carabinero imputado por caída de joven al río Mapocho: «Siento mucha pena por lo que pasó»

El carabinero Sebastián Zamora entregó detalles acerca de la caída del joven de 16 años al lecho del Río Mapocho el pasado viernes 2 de octubre y señaló sentir «mucha pena» por los hechos ocurridos.

El uniformado, implicado directamente en el hecho, actualmente se encuentra cumpliendo la medida cautelar de prisión preventiva en la subcomisaría Pudahuel Norte, luego de ser formalizado por el delito de homicidio frustrado.

Respecto a lo sucedido esa jornada en Plaza Italia, el imputado afirmó que «ha sido el peor día de mi vida, jamás pensé que podría estar en una situación como esta».

«Tengo pena al ver en todo lo que se ha transformado mi caso. Al fin y al cabo, esto nos afectó a dos personas que nos vimos enfrentados por problemas de otros, no nuestros», afirmó -por escrito- a El Mercurio.

En relación al operativo policial, Zamora aclaró que «mi trabajo ese día era solo ayudar a mantener el orden en la calle».

«Siento mucha pena por lo que pasó. Esto fue un accidente que nos involucró a dos jóvenes chilenos que ese día, por cosas del destino, nos vimos enfrentados», expresó.

El uniformado también se refirió a la reacción que tuvo al percatarse de la caída del joven al lecho del río desde el puente Pío Nono.

«Sentí mucha angustia. Desesperación. No podía creer que se había caído. Chocamos y como veníamos los dos corriendo muy rápido, la fuerza y velocidad que traíamos hizo que él cayera», relató.

Posterior a lo ocurrido, Zamora sostuvo que «lloré mucho cuando regresé a mi unidad. Me da pena recordarlo. A él le diría que nunca, nunca, jamás, quise empujarlo para que se cayera (…) Esto fue un accidente, algo absolutamente involuntario».

 

Por el impacto de los hechos, dijo que «aún estoy algo choqueado (…) No entiendo el que se tengan que inventar cosas en mi contra solo por ser carabinero».

Proceso de baja de Carabineros

Ante el proceso de baja que inició Carabineros en su contra, Zamora dijo que «si bien estoy tranquilo, igual tengo mucha pena».

El imputado manifestó que entró a la entidad policial «porque es una institución que admiro. Desde chico quise ser parte de Carabineros».

«Yo quiero seguir siendo carabinero y seguir perteneciendo a los equipos de Control de Orden Público», expuso.