Carabineros realiza charla preventiva sobre bullying

La actividad fue dirigida a niños de cuarto básico del Colegio Cordillera.

LINARES.- Funcionarios policiales de la Oficina de Integración Comunitaria de la 1ra. comisaría de Linares, liderados por los suboficiales mayores Juan Méndez y Eugenio Segura, además del apoyo técnico Andrea Caniupán, concurrieron a las dependencias del colegio cordillera donde entregaron una exposición dirigida a los estudiantes del cuarto básico, respecto al “Bullying”, durante la mañana de este jueves 28 de junio.

El bullying en los establecimientos escolares es cada vez más serio, sobre todo por el comportamiento agresivo en el que actúan los niños o adolescente ante la víctima y, en muchas ocasiones, tiene consecuencias fatales para quien es víctima constante de esta situación.

Por este motivo Carabineros, a través de su Oficina de Integración Comunitaria, acudió a este encuentro con el fin de promover conductas de respeto al interior de los Establecimientos y evitar víctimas de bullying.

Para ello se explicaron las características que posee, los tipos de bullying existentes (físico, verbal, psicológico y social), las características que posee las víctimas y victimarios, las sanciones para quienes lo ejerzan, dónde dirigirse a denunciar en caso de ser víctima de bullying; y quienes están obligados a denunciar, de acuerdo al art. 175, letra E, del Código Procesal Penal, que establece que están obligados a denunciar “los directores, inspectores y profesores de establecimientos educacionales de todo nivel, los delitos que afecte a algún estudiante”.

La importancia de combatir el acoso escolar es esencial que, de parte de los padres, observen los cambios que padece un niño que está siendo sujeto de acoso en el colegio, ya que puede manifestar ansiedad, miedo, sentimientos de culpa, baja autoestima, problemas para relacionarse con sus pares, deseos de no asistir al colegio y presentar alguna sintomatología física (terror nocturno, vómitos, sudoración, temblores, entre otras). Y, obviamente, prestar atención si hay heridas, cortes o moretones que la víctima no logra explicar.

Para evitar el bullying es relevante fomentar relaciones de confianza y respeto, donde la capacidad de generar empatía, de ponerse en el lugar del otro sea un punto crucial a trabajar. Los niños deben ver a todos como iguales y no como objetos que están para satisfacer sus necesidades individuales.

Los maestros cumplen un rol fundamental en el establecimiento educacional, ya que al estar gran parte del día con los niños pueden observar todo tipo de acciones. Por eso una vez detectado el acoso, evaluar la situación, entre qué miembros se está dando, la edad, los involucrados y desde cuándo está ocurriendo, para así desarrollar un plan de acción de acuerdo a sus protocolos de acción para revertir la situación.

Si existe indicios de bullying, hablar con la víctima es una prioridad; después con los padres junto a las autoridades pertinentes del colegio, quienes deberían tener un protocolo a seguir.

COMPARTIR

¡Queremos saber tu opinión!