¿Cómo preparar una Navidad y Año Nuevo más seguros? Acá algunos consejos

Adornos, luces y el clásico pino merecen ciertas precauciones, para evitar la ocurrencia de accidentes en estas fiestas de fin de año.

Con la Navidad a una semana y el Año Nuevo a la vuelta de la esquina, ya son muchas las familias que han decorado sus casas con los tradicionales adornos, luces y el infaltable pino navideño, reforzando el espíritu de las fiestas de fin de año.

Sin embargo, es durante estas fiestas que las emergencias en los hospitales producto de  caídas, quemaduras graves por el uso de fuegos artificiales o incendios por incendios debido a instalaciones eléctricas aumentan. Todas situaciones que pueden evitarse si se toman en cuenta las precauciones apropiadas.

Por lo mismo, el experto en Prevención de Riesgos de la Mutual de Seguridad CChC, Rolando Galleguillos, entrega las siguientes recomendaciones para disfrutar, de forma segura, la Noche Buena, Navidad y Año Nuevo en casa:

*    Fíjese que todos los productos eléctricos que compre, como luces y otros adornos, estén debidamente certificados. Para esto, prefiera adquirirlos en el comercio formal y -sobre todo en el caso de las luces navideñas- esté alerta si cuentan con el Sello SEC.

*    Para conectarlos, utilice zapatillas de electricidad o alargadores aptos, que tengan un cordón aislante grueso y que dispongan de un interruptor que permita cortar  el paso de electricidad.

*    De igual forma, mantenga los  cables que estén a nivel de suelo ordenados, adhiriéndolos al piso con huincha autoadhesiva.

*    Trate de colgar luces sólo en el árbol de Navidad. La decoración exterior de las casas aumenta el riesgo de recargas de electricidad, pues ni el sistema energético general ni el de la casa son aptos para ello.

*    Si aún así decide decorar el exterior de su casa con luces, asegúrese de proteger la conexión eléctrica  de ciertos factores climáticos -como la lluvia, la humedad o el sol directo, dependiendo de la región del país- y evite que las ampolletas queden en contacto con telas, como cortinas o adornos de género.

*    No sobrecargue su árbol de Navidad y -ya sea natural o artificial- elija un pino que tenga una base amplia, para evitar cualquier caída.

*    Cuide a niños pequeños y ancianos: preocúpese de mantener fuera de su alcance artículos inflamables y velas encendidas, las que debe apagar siempre antes de acostarse.

*    Evite los adornos de vidrio o aquellos muy frágiles, que podrían quebrarse ocasionando accidentes.

*    Durante la noche de Navidad, tenga especial cuidado de mantener alejados de cualquier fuente de calor los papeles de regalo y envoltorios.

*    Si luego sale a la calle con niños pequeños, para que ellos prueben sus regalos con ruedas -como rodados, triciclos, bicicletas o patines-, acompáñelos o supervíselos en todo momento, para evitar atropellos.

*    Si va a encender fuegos artificiales, hágalo siempre en exteriores.

*    Es recomendable que los niños no manipulen este tipo de elementos inflamables, pero si lo hacen, debe ser siempre supervisados por un adulto responsable. Además, no permita que jueguen con fuegos artificiales hechizos, ya que, además de ser ilegales, son peligrosos.

COMPARTIR

¡Queremos saber tu opinión!