Conaf celebró cumpleaños de Forestin en escuela rural de Vilches Centro

Mascota de la institución se ha transformado en un símbolo de la educación ambiental en el país, reconocido especialmente por niños y niñas

VILCHES.- Con una veintena de alumnos de distintas edades de la Escuela de Vilches Centro, la Corporación Nacional Forestal (CONAF) de la Región del Maule celebró el aniversario 39 de la mascota de la institución, el conocido coipo Forestín.

La directora regional de Conaf, Andrea Soto, agradeció al director del establecimiento por el tiempo destinado a esta actividad, que tuvo como objetivo conversar con los estudiantes sobre las circunstancias que rodearon la creación de este símbolo institucional y en general sobre la importancia de la educación ambiental.

“Nuestro objetivo es preservar el patrimonio natural para que lo disfruten y aprendan de él tanto ustedes como las futuras generaciones. Para eso les pedimos que se comprometan con nosotros y con Forestín a continuar cuidando este bello entorno en el que viven”, les dijo a los escolares la autoridad regional.

Por su parte, el seremi de Agricultura, Jorge Céspedes, quien también participó de la actividad, explicó que la labor que realiza Conaf en educación ambiental “es un claro ejemplo de una provechosa alianza público-privada, donde las comunidades organizadas son un factor fundamental de apoyo a la institución para tener éxito en la conservación y preservación de nuestros bosques”.

Los niños compartieron una once con los funcionarios de Conaf y las autoridades, recibieron también material educativo y varios de ellos respondieron consultas formuladas por la directora de CONAF sobre cómo ayudar al cuidado del medio ambiente. Entre otros temas, se habló de la importancia de que los turistas recojan la basura, y también sobre la prohibición de hacer fogatas y el cuidado del agua.

CLUB FORESTIN

La historia de la mascota símbolo de Conaf se remonta al año 1977, donde como resultado de un incendio forestal los brigadistas rescataron una cría de coipo que estaba a punto de morir asfixiada por el humo y la trasladaron a un parque nacional para fuese rehabilitada, momento desde el cual comenzó su identificación con la institución. Sin embargo, no fue hasta el año 1983 que se consolidó como tal luego que la repartición pública lanzara una campaña nacional para que los niños colocaran un nombre al conocido roedor.

En la actualidad, Forestín es la cara visible de Conaf, sobre todo en el ámbito de la educación ambiental hacia los niños y jóvenes, cuenta con una dirección de correo electrónico y con una página web www.clubforestin.cl a la que se pueden unir todos los niños interesados en desarrollar actividades ecológicas y de protección ambiental.

COMPARTIR

¡Queremos saber tu opinión!