Condenado a 10 años y un día por Femicidio frustrado en Linares

Directora regional del Sernam Beatriz Villena resaltó actuación de los jueces en este caso

LINARES.- A 10 años y un día de presidio efectivo, además de 61 días por amenazas y otros 61 por desacato, fue condenado un obrero llevado a juicio por la fiscalía en conjunto con Sernam que se querelló por el femicidio frustrado de su ex pareja, en Linares.

La condena obtenida por el ente persecutor ante el tribunal de juicio oral en lo penal recayó sobre Juan del Carmen Reyes Araya, de 60 años, domiciliado en principio en la villa Carlos Camus número cinco, situada en el sector norte de Linares.

De acuerdo con los antecedentes expuestos por la fiscal Loreto Escobar, el 5 de mayo de 2014, motivado por los celos decidió atacar con un arma corto-punzante a su ex pareja, Ana Leiva Vergara (49), con la cual mantuvo una relación de convivencia de cinco años y a quien intentó degollar. Pese a la gravedad de las lesiones, la mujer se recuperó posteriormente en el hospital base de Linares.

Reyes Araya tenía prohibición de acercarse a la víctima, ya que la afectada había denunciado agresiones anteriores.

Por todos los antecedentes y exhaustiva investigación conformo a lo razonado por la fiscal Escobar  y la parte querellante, el tribunal impuso al acusado la pena de 10 años y un día por el femicidio frustrado, más 61 días por quebrantamiento de desacato y otros 61 días por amenazas.

Para la directora regional del Sernam, Beatriz Villena, presente en el tribunal que conoció la condena resaltó el comportamiento de los jueces Cristian Leyton (redactor) Víctor Rojas y Claudia Mora, al momento de penalizar: En una fecha tan emblemático como es este 25 de noviembre en que todo el mundo conmemora el día internacional de la no violencia contra las mujeres, el tribunal fue contundente en el fallo. Pensamos que por los argumentos que se conocieron durante el proceso, la penalización iba a ser menor, pero se ha impartido justicia: Lo concreto que ante estos hechos yo llamo a las mujeres a denunciar” señaló.

Para la abogada del Sernam, que actuó como querellante en esta causa María Paula Poblete, lo rescatable de esta alta pena para el condenado es que evidencia la gravedad de este delito. “No responde a hechos aislados, ni arrebatos, sino que se enmarcan en un continuo de violencia hacia las mujeres, por lo tanto, esta condena es reparatoria para la víctima”, indicó.

COMPARTIR

¡Queremos saber tu opinión!