Dirigentes sociales y estudiantes dialogaron sobre conflictos socio-ambientales

Se expuso sobre problemas, aprendizajes y buenas prácticas

CURICÓ.- Diversos casos emblemáticos de la Región del Maule, como el debate por la construcción de un embalse en Los Queñes, fueron analizados durante un foro que se realizó este miércoles en el Centro de Extensión de la Universidad Católica del Maule en Curicó.

El alto grado de contaminación que existe en Teno, el conflicto del embalse y la central hidroeléctrica de paso en Los Queñes y la vulneración del derecho de acceso al agua en Batuco fueron algunos de los temas tratados este miércoles en el diálogo “Conflictos Socio-Ambientales en el Maule” efectuado en el Centro de Extensión de la Universidad Católica del Maule (UCM) en Curicó.

La actividad fue organizada por la Escuela de Trabajo Social de dicha casa estudiantil, por el Observatorio de Ruralidad y por el Centro de Estudios Urbano-Territoriales (CEUT), instancia de investigación creada en alianza entre ONG Surmaule y la UCM.

Una de las expositoras fue Catalina Arroyo, secretaria del Consejo Ecológico Comunal de Molina, quien comentó que “para nosotros es bien importante comunicarnos con otra gente que está trabajando también en el ámbito ambiental, conocer qué pasa en nuestra región y, además, poder difundir lo que estamos haciendo para sumar fuerzas en torno a un trabajo conjunto de protección ambiental”.

También resaltó el hecho de debatir sobre estos temas en la UCM, porque permite “conversar con los estudiantes y que también se vayan haciendo una imagen de la realidad, de lo que pasa en los territorios en donde después les va a tocar trabajar”.

Otro de los participantes fue Gustavo González, vicepresidente regional de las uniones comunales de juntas de vecinos del Maule, quien destacó que “con estos seminarios estamos actualizando nuestros conocimientos y conociendo gente de otras entidades. Si no tuviéramos estas actividades, estaríamos un poco huérfanos en apoyo logístico”.

Además, valoró que existan este tipo de instancias, ya que “en cada una de nuestras comunas siempre va a haber conflictos ambientales, chicos o grandes, pero siempre existen. Y, lamentablemente, como están provocados generalmente por megaempresas, lo que ellas hacen es atomizar el movimiento comunitario y todo lo que sea oposición”.

Stefano Micheletti, investigador del CEUT, explicó que “la actividad tenía como objetivo reflexionar acerca de los conflictos socio-ambientales en el Maule, porque es una realidad que cada vez se hace más relevante y que involucra a distintos actores del territorio y, por lo tanto, es importante abrir espacios de reflexión para dar a conocer las problemáticas que aquejan a nuestro territorio e ir en búsqueda de soluciones”.

Por último, afirmó que “entendemos que cuando se generan este tipo de situaciones no es solamente el medioambiente el elemento que se ve involucrado, sino que fundamentalmente se trata de la relación entre actores del territorio y, por lo tanto, pasa a ser un tema de corte social: hay intereses distintos que se contraponen, hay espacios en disputa y hay recursos naturales que seguramente se ven amenazados”.

 

 

 

 

COMPARTIR

¡Queremos saber tu opinión!