Familias con subsidio de arriendo podrán optar a mejorar viviendas

“Las familias que arriendan y que están trabajando para la obtención de lo propio, tienen el derecho a vivir en condiciones  dignas”, afirmó el director Omar Gutierrez.

TALCA.- Hasta el próximo 31 de diciembre, propietarios y arrendatarios podrán optar al subsidio denominado Banco de Materiales. Este apoyo económico está focalizado en las familias que arriendan una vivienda bajo la regulación del Decreto Supremo 52 del año 2013 y que llevan al menos 10 meses de contrato vigente.

Se trata de un llamado extraordinario y tiene como principal característica que los interesados no deben contar con ahorro previo y su postulación la pueden hacer de manera directa en el Departamento de Operaciones  Habitacionales de Serviu Maule, en las delegaciones provinciales de Curicó, Linares y Cauquenes, y en las oficinas de Parral y Constitución.

El subsidio Banco de Materiales está destinado a mejorar la habitabilidad de las viviendas que presentan problemas de calidad por el uso que ha tenido la propiedad.

La reparación de la casa o departamento con estos recursos estatales conlleva un beneficio tanto para el propietario del inmueble como para el arrendador que está haciendo uso de la vivienda, destacó el director de Serviu Maule.

“Las políticas inclusivas y la protección social son ejes fundamentales en el Gobierno de la Presidente  Michelle Bachelet. Estamos poniendo a las personas en el eje de todos nuestros esfuerzos. Por ello, las familias que arriendan y que están trabajando para la obtención de lo propio, tienen el derecho a vivir en condiciones  dignas. Este subsidio de Banco de Materiales apunta en esa dirección”, manifestó Omar Gutierrez.

Las familias seleccionadas para recibir este subsidio recibirán 40 UF, en tanto que la asistencia técnica recibirá 7 UF. El costo de la mano de obra debe ser cubierta por el beneficiado.

Con estos dineros se podrán ejecutar partidas vinculadas a pinturas, recambio de puertas, ventanas, mejoramiento de cielos, techumbres, recambio de maderas, estructuras o revestimientos.

La resolución que asigna este subsidio establece restricciones en el  sentido que en una primera carga se transfiere el 35% de los recursos, por parte de las ferreterías que están en convenio con Serviu.

Una vez ejecutados los trabajos y que el inspector técnico de Serviu Maule certifique que el beneficio fue destinado efectivamente a la vivienda, se cancela el 65% restante del beneficio.

La aplicación de este subsidio constituye un fuerte apoyo a la creación de empleos que, junto a otras obras impulsadas por el Gobierno en el área de la vivienda, está contribuyendo de manera importante a la reactivación de la economía.

COMPARTIR

¡Queremos saber tu opinión!