Familias de Villa Alegre cultivan y comercializan sus propios alimentos con asesoría del FOSIS

Programa Autoconsumo permite implementar tecnologías agrícolas para que en zonas urbanas y, principalmente rurales, la gente produzca y coseche sus propias frutas y hortalizas, ahorrando y obteniendo mejores ingresos en favor de la economía doméstica.

VILLA ALEGRE.- Tras un valioso trabajo, apoyo y asesoría que se extendió durante los últimos meses, un total de 20 familias de Villa Alegre -traducidas en casi un centenar de beneficiarios directos de distintas zonas y localidades tanto urbanas como rurales- culminó con éxito el Programa Cultivando Hábitos – Autoconsumo tras recibir insumos y capacitación.

Este mecanismo de protección social, impulsado por el Gobierno de Chile a través del Ministerio de Desarrollo Social, el FOSIS, y ejecutado por la Ilustre Municipalidad de Villa Alegre, permitió implementar en distintos hogares adelantos como invernaderos, gallineros, ecofiltros y sistemas de conducción de agua para regadío, entre otros, otorgando además sobres de semillas, plantines, almácigos, mangueras y utensilios de cocina.

VENTAJAS

La ceremonia de culminación y entrega de certificados de este programa se desarrolló en el Museo local, estando encabezada por el Diputado Romilio Gutiérrez, la señora del Diputado Guillermo Ceroni, Carmen Duch, el Consejero Regional, Jesús Oses, el Alcalde Arturo Palma, el Director Regional del FOSIS, Gonzalo Uribe, y los concejales de la Ilustre Municipalidad Manuel Muñoz y Ricardo Lizama.

Gonzalo Uribe destacó que así “contribuimos como Gobierno al fortalecimiento de los hábitos alimenticios saludables a través de la autoprovisión de alimentos, aportando a mejorar las condiciones de vida de las familias beneficiarias ya que son ellas mismas quienes siembran, cuidan y cosechan sus verduras, frutas y hortalizas, además de lo ligado a las gallinas, pollos, huevos, su consumo y una eventual comercialización”.

AHORRO

La autoridad agregó que en este caso fue “una inversión superior a los 10 millones de pesos que nos posibilitó, en conjunto con el  municipio, proveer insumos y materiales para que estas familias implementaran ciertas tecnologías agrícolas en sus patios y, junto con consumir sus productos, piensen incluso en comercializarlos y obtener ingresos en favor de la economía doméstica, considerando el propio ahorro que significa generar en casa lo que cada uno lleva a su mesa para consumir”.

Esto y mucho más efectuado a lo largo del programa incluyó la entrega de herramientas e insumos para la producción, además de talleres de capacitación y acompañamiento técnico por parte del municipio y el FOSIS hacia cada una de las familias y los usuarios en general, provenientes de sectores como San Manuel, Loma de las Tortillas, Coibungo, Esperanza y Certenejas, entre otros.

En paralelo esta misma iniciativa está siendo replicada en las 30 comunas del Maule, convirtiéndose en una eficaz herramienta gubernamental que brinda mayor protección social en favor de familias principalmente rurales y en distintas latitudes.

COMPARTIR

¡Queremos saber tu opinión!