Funcionarios de Gendarmería se capacitan en Habilidades Preventivas Parentales

Taller solicitado por la Institución responsable del sistema carcelario en Chile de acuerdo a una encuesta realizada de clima laboral.

TALCA.- Un grupo de alrededor de 40 funcionarios de Gendarmería del Maule fueron capacitados en Habilidades Preventivas Parentales (HPP)  por profesionales del área de prevención del Servicio Nacional para la Prevención y Rehabilitación del Consumo de Drogas y Alcohol (SENDA). Este taller surge a partir de la necesidad de desarrollar estrategias de intervención con trabajadores, en tanto padres, madres y adultos significativos, potenciando el rol que ellos tienen como agentes preventivos en niños y adolescentes para fortalecer los factores protectores del consumo de drogas y alcohol a través del desarrollo de habilidades parentales.

A partir del año 2014 la dirección regional de Gendarmería del Maule se encuentra trabajando en el cuestionario ISTAS 21, el que tiene por objetivo evaluar los riesgos psicosociales en el trabajo. Es así que en el año 2015 se aplicó este instrumento en cinco establecimientos penitenciarios de la región, entregándose los resultados en abril del presente año a los trabajadores involucrados. Una de las dimensiones mayormente afectada es la “Doble Presencia” la que se relaciona con la preocupación por la tareas domésticas y como éstas se concilian diariamente con el trabajo, siendo para los funcionarios participantes en la entrega de estos resultados la preocupación por la crianza de los hijos y como compatibilizar la cantidad de horas que están en el trabajo versus la cantidad y calidad de tiempo que pueden dedicar a sus hijos, a los que muchas veces deben postergar para poder cumplir con el servicio.

Por lo mismo, el objetivo de esta intervención fue poder entregarles una herramienta útil para apoyar el desarrollo de una estrategia sostenida y efectiva de prevención del consumo de drogas y alcohol que contribuya a mejorarla, específicamente al abordar temas relacionados al ámbito familiar. Además, a través de la implementación de la capacitación HPP se espera que la organización sea capaz de fortalecer y desarrollar habilidades parentales que se transforman en factores protectores del consumo de drogas y alcohol en las familias y el despliegue de acciones preventivas efectivas en la organización y en el hogar.

El director regional de Gendarmería, Coronel Jorge Reyes resaltó “siempre he pensado que además del rol funcional, también tenemos el rol primordial que es ser papá o mamá, somos el pilar fundamental de muchas cosas y eso se inicia en la casa, nosotros como padres debemos ser los referentes, ser los ejemplos, nuestra actitud, nuestro comportamiento, nuestras emociones dictan mucho de cómo van a ser y van a formarse nuestros hijos y eso será la proyección de ellos cuando sean personas adultas y como ellos convivirán con otras personas”.

Por otro lado, Ana María Rodríguez, encargada de prevención del SENDA Regional señaló “hacer prevención en espacios laborales implica no sólo abordar las condiciones laborales que pueden estar actuando como factores de riesgo al consumo de sustancias, sino que también abordar el fortalecimiento de los factores protectores entregando herramientas especificas que les permitan fortalecer el rol parental que ejerce cada uno de los funcionarios”.

COMPARTIR

¡Queremos saber tu opinión!