Hasta noviembre se prohíbe extracción de cochayuyo desde la costa del Maule

La veda -de carácter inédita en la región- se realizará entre los meses de mayo y noviembre, durante dos años. Sernapesca fiscalizará cumplimiento de esta medida decretada por el Ministerio de Economía para proteger la conservación del recurso pesquero.

CONSTITUCIÓN.- El último año en la Región del Maule fueron desembarcadas 663 toneladas de cochayuyo (Durvillaea antárctica), equivalentes al 42% del total de algas extraídas desde la región. De ahí la relevancia del decreto exento N°148 del Ministerio de Economía que por primera vez establece una veda extractiva para este recurso en la región del Maule y que estará vigente desde el 1 de mayo al 30 de noviembre por 2 años.

El director regional del Servicio de Pesca y Acuicultura, Carlos Cerda, precisó que esta medida administrativa como toda veda prohíbe la extracción, transporte y comercialización del recurso para proteger su conservación y hacer un manejo sustentable de esta pesquería.

“Es bien importante porque por primera vez se establece una veda al cochayuyo en la región del Maule, lo que implica que el sector recolector que se dedica a la extracción, comercialización y al transporte de este recurso, necesariamente tiene que adaptarse a esta medida de administración. La razón de la veda extractiva, como  todas las vedas, es para ir en protección del recurso, básicamente establecer condiciones de conservación porque los recursos de este tipo, en general, sufren una sobre explotación y por ello es necesario resguardarlos mediante estas medidas”, precisó la autoridad regional de pesca.

La veda prohíbe la recolección de cochayuyo varado naturalmente y su extracción mediante destronque o barreteo –uso de chuzo desde la raíz-, y solo se exceptúa en áreas de manejo y reservas marinas con planes asociados.

Según explicó el director regional de Pesca y Acuicultura, en la región se registran 1.410 personas inscritas en categoría de recolectoras como algueros o buzo apnea. “El año 2017 registramos 663 toneladas de cochayuyo desembarcado y declarado, que constituye alrededor de 42% de total de algas declaradas en la región, por lo tanto, no es menor la incidencia. Hemos hecho difusión entre los usuarios y vamos a insistir en el cumplimiento de la norma incorporando esta veda en nuestro programa de fiscalización para garantizar su cumplimiento”, concluyó la autoridad.

La medida se suma a la veda en igual período, pero por 5 años, sobre la costa de la vecina región de O’Higgins.  Para quien infrinja la normativa las sanciones van de 30 a 300 UTM además de eventual clausura de locales y decomiso de cargas o vehículos que transporta el recurso en veda.

Sernapesca cuenta con la línea gratuita 800 320 032 para denuncias de pesca ilegal e incumplimiento de normativa pesquera.

COMPARTIR

¡Queremos saber tu opinión!