INJUV  Maule y “Club Deportivo Coñaripe” realizaron el desafío “El Bolsón 2015”

Cerca de setenta jóvenes participaron de esta experiencia, donde recorrieron durante dos días la Reserva Nacional Radal Siete Tazas.

El Instituto Nacional de la Juventud y el Club Deportivo Coñaripe, realizaron una actividad medioambiental en la Reserva Nacional Radal Siete Tazas, donde ascendieron más de 12 kilómetros para llegar al Refugio El Bolsón que se encuentra a mil setecientos metros de altura. En la ocasión fueron cerca de 70 los jóvenes que participaron en esta iniciativa enmarcada en el programa “Vive Tus Parques” de INJUV y CONAF, y que tenía como objetivo crear conciencia entre los participantes del cuidado de la naturaleza y también que se desconectaran de la tecnología.

La Directora Regional del INJUV, Irene Muñoz Vilches, valoró esta actividad, ya que iniciativas medioambientales son las que tienen mejor recepción en los jóvenes y las que más les enseñan. “Estamos felices de poder haber ayudado a los jóvenes del Club Deportivo Coñaripe, donde mediante el programa ‘Vive Tus Parques’ pudimos apoyarlos a cumplir esta linda experiencia. Estas actividades tienen gran riqueza para nuestros jóvenes, ya que en primer lugar les permite conectarse con la naturaleza y aprender de esta, sobre todo de  lo importante que es su cuidado, pero también es una experiencia que les permite conectarse con ellos mismos dejando por un rato la tecnología de lado”.

Por su parte, el seremi de Desarrollo Social, José Ramón Letelier, elogió la iniciativa. “Los jóvenes siempre están pidiendo espacios y el INJUV está haciendo un buen trabajo en ello, proporcionando las instancias para que se puedan desarrollar en diversos ámbitos, el cual es uno de los propósitos del Gobierno de la Presidenta Michelle Bachelet”.

En tanto para Gonzalo Mardones, uno de los coordinadores de esta actividad, dijo que la experiencia fue única y agradeció todo el apoyo que les brindó el INJUV. “La idea era compartir y aprender de la naturaleza, y que mejor que en este gran entorno. El grupo se mostró muy unido y pudimos disfrutar de una experiencia maravillosa, desconectados de la tecnología y las preocupaciones cotidianas, lo que además nos permitió conocernos de mejor manera. La idea es poder repetir esta experiencia el próximo año”.

El INJUV realiza actividades medioambientales durante todo el año y en nuestra región son cerca de 300 los jóvenes que han tenido la oportunidad de disfrutar esta experiencia en distintos lugares del país. El objetivo es que se acerquen a la naturaleza, puedan conocer nuestras maravillas naturales y también sepan lo importante que es conservarlas de buena manera.

COMPARTIR

¡Queremos saber tu opinión!