Jóvenes maulinos ganan el primer lugar en Encuentro Iberoamericano de Diseño

Un audífono para adultos mayores en forma de joya y un dispositivo especial que disminuye las muertes de las abejas fueron desarrollados por estudiantes de la Universidad de Talca. Se enfrentaron con más de 90 universidades de Europa y Latinoamérica.

TALCA.- Lo que aparentemente se ve como una pieza de joyería más, es un audífono que responde a problemas del ámbito estético y está especialmente diseñado para mujeres de la tercera edad. Este proyecto realizado por estudiantes de la Escuela de Diseño de la Universidad, se denomina Listen y recibió el primer lugar en el Encuentro de la Bienal Iberoamericana de Diseño (BID).

El certamen español que reunió a más de 90 escuelas de países como Portugal, Italia, Argentina, Brasil y Colombia; tuvo como tema la relación del diseño con el territorio y, además de Lisen fue premiado CarryBee, también de un estudiante utalino.

Para las alumnas Katherin Troncoso y Javiera Caris, la idea de Lisen nació por la cercanía que una de ellas tiene con personas que tiene déficit auditivo. “Tengo cercanos que presentan deficiencia auditiva, de hecho, mi madre tiene deficiencia auditiva y hace poco empezó a usar audífonos”, indicó Katherine.

Por eso, para el Módulo de Proyectos 4 que realizaron junto al académico Raimundo Hamilton, decidieron comenzar a indagar al respecto. “Hicimos una buena investigación en terreno, fuimos a hablar con un grupo de adultos mayores y ellos nos conversaron de sus problemas. Empezamos a ver que, claramente, había una problemática y que la industria de los audífonos no lo estaba abordando porque solo se centraban en la parte médica y tecnológica, pero no en la parte estética que afecta tanto a las personas de la tercera edad”, explicó Javiera Caris.

Lo que consiguieron las estudiantes fue diseñar un audífono que tiene forma de aro y que se instala fácilmente en la oreja, sin necesidad de tener una estructura robusta que pueda interferir con los lentes ópticos del usuario. Esto les valió el primer lugar en la categoría Diseño de Modas y una mención en la categoría de Sustentabilidad, pues los aros pueden ser cargados con un collar que utiliza energía termoeléctrica y, de esta manera, se dejan de usar las pilas regulares que contaminan el medio ambiente.

El proceso involucró grupos focales, estudios, pruebas y mucha paciencia. Katherin dijo que “fue un trabajo que dio gusto hacer porque había un lado muy social en esto. Además, trabajamos con personas y ellas mismas nos daban el aliento para seguir”.

Listen actualmente está en proceso de patentarse, quieren que no se quede solo en la idea porque el impacto a nivel social es amplio y el potencial comercial también, dado el aumento en la población de adultos mayores en el país.

CARRY BEE

Otro de los proyectos que resultó ganador, esta vez en la categoría Diseño y Sostenibilidad; fue Carry Bee, un soporte para la trashumancia de colmenas de abejas polinizadoras. Fue el proyecto de título de Camilo Aravena, hoy egresado del a Universidad de Talca y quien junto los académico Javier Lorca y Alejandro Lobos, trabajó la idea.

“A mí desde siempre me han gustado las abejas y me di cuenta de que siempre habían problemas con el trasporte de ellas. Muchas se mueren y hay muchas pérdidas a nivel nacional”, explicó.

Con base en una investigación, desarrolló un diseño que tiene en cuenta la temperatura, ventilación, la vibración de la colonia al momento de moverla y una protección contra los roedores. “Para evitar el traspaso de temperatura, el soporte permite el flujo de aire y, por otro lado, tiene una goma que evita que las vibraciones del transporte no afecten tanto. También tiene una malla que impide que entren los ratones, los enemigos más portales de las abejas porque se comen la miel”, explicó.

Para Camilo, el impacto del CarryBee es tan alto que quiere implementarlo en su natal San Clemente. “Trabajé harto, sabía que era un proyecto bueno y sé que si se implementa va a ser de mucha ayuda”, afirmó.

FORMACIÓN

Para los académicos de la Escuela de Diseño UTALCA, el hecho de que sus alumnos haya resultado ganadores en el certamen europeo, es producto del modelo formativo que tiene la institución.

El director de la Escuela, Jaime Parra, explicó que “enfrentamos a nuestros alumnos con la realidad. Les pedimos que vayan y detecten un problema y lo resuelvan a través del diseño. Eso pone en juego aspectos comunicacionales, que tiene que ver con lo que se llama diseño gráfico; aspectos funcionales que tiene que ver con la utilidad del producto; y aspectos materiales. Entonces hacen una aproximación muy distinta y mucho más compleja”.

Además, los estudiantes también tienen  formación en la viabilidad comercial, fabricación, usabilidad, y “en la cultura de un territorio y asociado a ello están los temas de función estética y función simbólica y que hacen a un usuario encantarse con un producto. Esa estructura curricular no es tan clara, en mi opinión, en otras escuelas porque no tienen estas líneas de apoyo tan definidas”, indicó Parra.

Por su parte, el académico Javier Lorca indicó que “el valor de diferenciación de los proyectos de La Escuela es la profundidad con la que se aborda la formulación del proyecto. La manera en la que se argumentaba la toma de decisiones y la manera en la que se mostraba e proyecto, le daba mucho más peso”.

Este es el tercer premio consecutivo que obtienen en el Encuentro de la Bienal Iberoamericana de Diseño. “Es premio muy importante porque coloca a la Escuela en una tremenda relevancia frente a otras en el contexto iberoamericano. Las tres veces que hemos ido a la BID hemos tenido premiso y eso ya habla de una calidad sostenida en el tiempo”, enfatizó Lorca.​

COMPARTIR

¡Queremos saber tu opinión!