“Los violadores a los derechos humanos no merecen privilegios”, diputado Ceroni

“Los  violadores a  los  derechos humanos son gente que ha tenido  educación, formación y acceso a  oportunidades y ellos simplemente  han cometido delitos en forma consciente. Por tanto, no merecen ningún tipo de  privilegios”, dijo el  diputado  Guillermo Ceroni.

“Aquí no pueden haber privilegios y menos para violadores de los  derechos humanos”, dijo el diputado del PPD Guillermo Ceroni, el cual se manifestó en absoluto acuerdo con la propuesta de cerrar el  penal de Punta Peuco, donde permanecen detenidos militares    implicados en violaciones a los derechos humanos durante la  dictadura militar.

En ese sentido el Gobierno, ha manifestado que el cierre del penal es un tema de evaluación permanente, especialmente en las últimas semanas que  ha crecido de manera importante la población penal, por el encarcelamiento de los involucrados en la muerte del ex químico de la Dina Eugenio Berrios y por la solicitud de familiares y agrupaciones vinculadas a la defensa de los derechos humanos que observan con  impotencia como quienes cometieron delitos y crímenes horrorosos, durante un periodo oscuro de nuestra historia,  gozan de privilegios que no tienen otras personas que han entrado en conflicto con la justicia, puntualizó Ceroni.

Este tipo de cárceles tienen que ser para rehabilitar a presos comunes y no para favorecer a quienes de manera consciente violaron los  derechos humanos, agregó. “Las cárceles tienen que ser para  rehabilitar, pero especialmente a los presos comunes. Los que son violadores a los derechos humanos, son gente que ha tenido una  educación, formación y acceso a oportunidades y han violado los  derechos humanos en forma consciente, no como el delincuente común que muchas veces inconscientemente comete delitos y afecta  los derechos de las otras personas, pero por una  falta de educación.  Por tanto, esa gente no merece ningún  tipo de privilegios”, dijo el  diputado Guillermo Ceroni.

Por ello, a juicio del parlamentario, las cárceles como Punta  Peuco, se deben terminar  ya  que son el  fiel reflejo de privilegios  que no  corresponde. “Yo  creo que las cárceles como las de Punta Peuco, que implican uno doloroso  privilegio, tienen que terminar y si se mantuvieran yo las utilizaría para rehabilitar a delincuentes comunes y corrientes”, puntualizó Ceroni.

Finalmente el diputado de la Nueva Mayoría, señaló que ya  ingresó a la Cámara Baja un proyecto de acuerdo que pide a la Presidente  Bachelet, cerrar el penal de Punta Peuco, ya que su funcionamiento es una burla para el país, las víctimas de los derechos humanos y sus  familias. Más aún son personas que mantienen sus remuneraciones  como ex funcionarios del  Estado y  que además cuentan con una serie de privilegios que no son iguales a las cárceles comunes.

COMPARTIR

¡Queremos saber tu opinión!