Mi Ruta Educativa estará abierta al público durante vacaciones de invierno

Aprender las normas del tránsito y su correcto uso de manera didáctica y entretenida es uno de los objetivos de “Mi Ruta Educativa”, un proyecto de Ruta del Maule que estará disponible como espacio de aprendizaje para los niños durante las vacaciones de invierno. La idea es que los más chicos aprovechen estos días de descanso para integrar conocimiento valioso que después pueden transmitir en sus casas a toda la familia. La seguridad vial es uno de los pilares de Intervial, por lo que iniciativas como ésta refuerzan la importancia de relacionarse de manera responsable con la ruta.

Entre el 10 y 21 de julio “Mi Ruta Educativa” estará abierta al público general en el Área de Servicio de San Rafael, ubicada en el kilómetro 237 desde las  10 y  hasta las 16 horas, horario en el que monitores recibirán a las familias que visiten este proyecto para entregar orientaciones en el recorrido de los distintos circuitos, tanto en la modalidad automovilista como la de peatón.

“Mi Ruta Educativa” consiste en una mini ciudad que incorpora elementos como calles, intersecciones, cruces peatonales, señalización, zonas urbanas, zonas rurales, zonas interurbanas, una pasarela, entre otros, con el fin de simular un entorno interactivo y amigable que permita acercar  la responsabilidad vial a todas las personas y en especial a los niños, que son los principales promotores de conductas en sus familias.

El equipo de Ruta del Maule estará permanentemente monitoreando el desempeño del recorrido de los participantes y reforzará las buenas prácticas en la ruta y en el circuito vial. Además, tras finalizar la intervención habrá un proceso de retroalimentación para analizar con los niños lo aprendido, resolver dudas y entregar elementos de reflectancia adecuados a su edad.

El proyecto –que está disponible para el público en general de manera gratuita– ya ha sido conocido por decenas de estudiantes de muchos establecimientos educacionales y el objetivo es que se sigan sumando visitas de los más de 12 mil alumnos de los 85 colegios, escuelas y liceos de la Región del Maule y del Biobío, con los que la sociedad concesionaria ha desarrollado su Programa de Seguridad Vial desde el año 2007.

La implementación de “Mi Ruta Educativa” fue posible gracias a una inversión de 45 millones de pesos, y en ella participaron –con aportes voluntarios– empresas como Bitumix, Ingetrak, Fich y Kafra. Este proyecto permitirá a Ruta del Maule seguir reforzando  su trabajo de educación vial el que apunta principalmente a niños y jóvenes.

COMPARTIR

¡Queremos saber tu opinión!