Movimiento Autonomista se refiere a crisis económica en el Maule

Plantación de remolacha en Linares.

El partido, perteneciente al Frente Amplio, muestra preocupación por lo que está sucediendo en la región, como así mismo entrega posibles soluciones a implementar con el fin de paliar la medida.

TALCA.- Por medio de un comunicado, la dirección regional del Partido Autonomista del Maule expresó su preocupación ante la situación económica actual, donde califican que es debido a “la incapacidad del Gobierno Central y de las autoridades locales de dar una respuesta a la pérdida de capacidad productiva de la región, la falta de generar un proyecto económico estratégico diseñado en conjunto con la ciudadanía y con ello hacerse cargo de las graves condiciones del empleo en nuestra región, en especial, en el Maule Sur”.

Al respecto, señalan ellos en su escrito que ante los últimos acontecimientos relacionados con la agroindustria, como es el caso de Suazo en Curicó e Iansa en Linares  han tenido como “consecuencia de importante pérdida de empleos directos en las provincias señaladas”, a lo que se le agrega a los efectos indirectos que ocurrirán por estos hechso.

También critican como movimiento que “el Gobierno ha iniciado la privatización de nuestro patrimonio natural, social y turístico, sin hacer parte de ello a las comunidades y sin explicar dichas concesiones en el marco de un plan estratégico de desarrollo para el Maule y su ciudadanía”.

A lo anterior se suma los resultados de la Encuesta Suplementaria de Ingresos de 2017 del INE Maule, donde se registró que es “la región con el ingreso medio más bajo del país con un resultado de $417.000 pesos aproximadamente”, que sumado al desempleo directo e indirecto que provocaría el cierre de importantes empresas en el Región generará un efecto de gran intensidad en la ya empobrecida calidad de vida del Maule.

“El origen de la crisis -prosigue la nota- se encuentra indudablemente en la falta de planeación económica para el Maule y aplicar el modelo neoliberal a nuestra débil economía luego de la dictadura militar”. Esto ha agravado la situación si se tiene en cuenta que las “políticas que han abandonado la pequeña y mediana agricultura y el olvido de la agricultura familiar”, proponiendo “tomar todas las medidas conducentes para revitalizar la pequeña y mediana agricultura”, por medio de incorporar un valor agregado a su desarrollo, amortizando así los efectos de los eventuales cierres de las empresas ya señaladas.

Ante este escenario, el Movimiento Autonomista propone lo siguiente:

  1. Que el Gobierno cuanto antes reactive la abandonada agenda de descentralización permitiendo de una vez por todas se cuente con una ley de rentas regionales y las competencias necesarias para que los Gobiernos Regionales puedan ser un efectivo motor de desarrollo económico;
  2. Frenar la agenda privatizadora de los sectores turísticos, mientras no se cuente con una planificación estratégica y se incorpore a la ciudanía en la toma de dichas medidas;
  3. Que el Gobierno Regional inicie una discusión democrática sobre el destino económico del Maule para dar salida a largo plazo desde la Región al letargo por el que atravesamos; y
  4. Que el Gobierno Central y las autoridades locales adopten todas las medidas que sean necesarias para respaldar al pequeño y mediano sector agrícola del Maule.
COMPARTIR

¡Queremos saber tu opinión!