Niños migrantes reciben charla de prevención y erradicación al trabajo infantil

La actividad se desarrolló en la escuela San Agustín de Talca, establecimiento que cuenta con el mayor número de escolares extranjeros de la ciudad.

TALCA.- En la Escuela San Agustín de Talca, más de 30 estudiantes de quinto a octavo básico se reunieron en la charla “Adolescentes migrantes residentes en Chile: Previniendo y erradicando el trabajo infantil a través de la educación” actividad organizada por la seremi del Trabajo y Previsión social, Pilar Sazo.

A la actividad fueron convocados niños extranjeros, en su mayoría provenientes de Haití y Venezuela. La charla tuvo como objetivo informar a la población migrante de los beneficios y servicios asociados a educación a los cuales pueden acceder, con el fin de prevenir y erradicar cualquier vulneración de derechos de los niños y niñas y adolescentes migrantes residentes en Chile.

“Esta actividad en el establecimiento educacional escuela San Agustín es de alta relevancia en nuestra tarea de erradicar el trabajo infantil ya que es la educación la mejor estrategia para la construcción de una sociedad con igualdad de oportunidades, permitiendo romper con el circulo vicioso de la pobreza al potenciar las habilidades de niños, niñas y adolescentes  y la actividad de hoy dirigida a niños migrantes nos permite que ellos conozcan nuestra legislación y puedan transmitir esa información a sus padres. Una charla interactiva con gran participación de los alumnos todos migrantes, del equipo directivo y del director del colegio”, indicó la seremi del trabajo, Pilar Sazo.

Dentro de las principales acciones suscitadas en la charla, destacó el retroactivo diálogo y planteamiento de situaciones particulares tanto por parte de los estudiantes como equipo docente.

Al respecto, Andrés Pérez, estudiante de quinto básico proveniente de Venezuela, agradeció la realización de este tipo de charlas.

“Me pareció muy instructivo lo que dijo la seremi, el trabajo infantil no se debe hacer por muchos motivos, no hay que forzar a un niño a hacer algo que él no quiere realizar, debe hacerlo por sus propios méritos”, dijo.

Instancia

Por último, José Hernández Sepúlveda, director del colegio sostuvo que “lo importante es que los niños, puedan desarrollarse de manera correcta para que puedan crecer felices y no tengan que acudir a un trabajo por necesidad”.

Cabe destacar que el establecimiento educacional cuenta con 38 niños migrantes siendo el con mayor cantidad de estudiantes extranjeros en la ciudad de Talca.

COMPARTIR

¡Queremos saber tu opinión!