PDI Curicó recuperó 370 kilos de cable de tendido eléctrico

Tras una fiscalización a una casa de compra y venta de metales, la agrupación especializada en Bienes Robados (Gebro) de la PDI de Curicó logró recuperar un total de 370 kilos de trozos de conductores de aluminio de cables de tendido eléctrico que se encontraban acopiados al interior del local ubicado en avenida Colón de esta ciudad.

CURICÓ.- De acuerdo a los antecedentes aportados por la PDI, el dueño de este lugar no contaba con la debida documentación que acreditara la legítima adquisición del material, como tampoco actas de procedencia como lo exige la legislación vigente. Así también, el local comercial se encontraba operando de forma clandestina al carecer de la respectiva patente municipal y los permisos correspondientes.

Luego que la policía efectuará una rápida investigación para determinar la procedencia del material de conducción eléctrico, se estableció que las especies habían sido sustraídas de distintas obras de la empresa de ingeniería Elecnor, la que había informado respecto a denuncias realizadas por robos y hurtos de sus instalaciones. Por este motivo, una vez que fiscalía local tomó conocimiento del hecho, instruyó la devolución de las especies a la empresa.

En cuanto al imputado, identificado con las iniciales G.P.R.H., con antecedentes policiales por delitos similares, fue apercibido, quedando a la espera de citación por parte del Ministerio Público.

El inspector Claudio Fuenzalida del Grupo Gebro de la PDI, señaló que la revisión efectuada al local de compra y venta, se debió a las facultades que le otorga la ley a la PDI para fiscalizar este tipo de comercio y así poder controlar posibles puntos de adquisición y venta de bienes robados. “Teníamos registros que este local había terminado su giro en el año 2014. Al solicitarle los documentos que dieran cuenta de este material acopiado en sus dependencias, el dueño no mantenía las respectivas actas de procedencia, no pudiendo justificar su origen”, señaló el policía.

De acuerdo a la investigación, los cables conductores de electricidad son utilizados en torres de alta tensión y su valor fue avaluado en más de un millón de pesos.

 

 

COMPARTIR

¡Queremos saber tu opinión!