PDI efectuó lanzamiento de campaña “Reacciona a tiempo”

TALCA.- En el contexto de una alianza establecida con el Servicio Nacional del Adulto Mayor (Senama), esta mañana la Policía de Investigaciones (PDI) efectuó el lanzamiento de una campaña destinada a prevenir el extravío de personas. Bajo el slogan “Reacciona a tiempo” la Brigada de Homicidios de Talca (BH) dio a conocer una serie de recomendaciones a los integrantes del Consejo Regional de Adultos Mayores a objeto de explicarles qué hacer y cómo actuar ante la desaparición de un ser querido.

Las cifras que entregó la PDI dan cuenta de que el año pasado recibió a nivel nacional cerca de 8 mil órdenes de investigar por presunta desgracia, lo cual revela lo expuestas que están las personas a enfrentar el extravío de un familiar. Sin embargo son los casos minoritarios los que realmente configuran una presunta desgracia. En este sentido,  el subcomisario Marcelo Pérez explicó que la mayoría de las denuncias por estos hechos se deben a abandonos voluntarios del hogar. “Son los adolescentes quienes porcentualmente registran una mayor cantidad de casos, ya que salen con amigos y/o pololos y no dan aviso a sus padres”. Otros grupos vulnerables son los menores de siete años y los adultos mayores. Éstos últimos en particular son proclives a extraviarse sobre todo si presentan enfermedades neurodegenerativas como demencia senil o mal de Alzheimer.

El subcomisario Pérez fue enfático en señalar que es un mito que las personas deban esperar una cierta cantidad de horas para poder acudir a la policía a efectuar una denuncia por presunta desgracia. “Una vez que la familia ha corroborado que la persona no está ubicable y se teme que pueda haberle ocurrido algo, se puede contactar de inmediato al 134 o a la unidad de la PDI más cercana. Y en caso que el desaparecido sea un menor de edad, se debe denunciar el hecho en  forma inmediata”.

Otras recomendaciones que entregó el oficial apuntan a entregar la mayor cantidad de información cuando se realice la denuncia. Esto es, indicar el nombre de la persona, lugar, hora y circunstancia donde se le vio por última vez; características físicas, tatuajes, enfermedades, vestimentas, fotografías recientes, amigos más cercanos y sus características psicológicas a fin de establecer un perfil de la persona y orientar de mejor forma los planes de búsqueda de la policía.

Finalmente, el subcomisario Pérez subrayó que la Policía de Investigaciones nunca deja de investigar una presunta desgracia si es que el caso no ha logrado un resultado. “Igualmente se mantiene el contacto con la familia, se mantienen los antecedentes y si surge una nueva pista se reactiva la investigación”, concluyó el oficial.

COMPARTIR

¡Queremos saber tu opinión!