Proyectos escolares de educación ambiental obtienen financiamiento para su realización

Seis proyectos presentados por establecimientos educacionales de la región, obtuvieron recursos al presentar propuestas a un fondo concursable organizado por NuevoSur.

LINARES.- Un huerto escolar  y un invernadero reunieron a la comunidad escolar de la Escuela República de Francia  y  Escuela Presidente Carlos Ibáñez del Campo de Linares, en torno a valores ambientales como el reciclaje y la sostenibilidad. Sus alumnos, profesores, asistentes y apoderados dieron vida a estos proyectos premiados en la segunda versión del fondo concursable para promoción ambiental.

Autoridades y ejecutivos de Nuevosur llegaron este Jueves hasta la Escuela República de Francia y Presidente Carlos Ibáñez del Campo, lugar donde inauguraron y conocieron la experiencia que se implementaron en estos establecimientos linarenses. Allí, se crearon un huerto  para uso de toda la comunidad escolar, donde se recolectarán desechos orgánicos para aplicar técnicas de compostaje que permitan cultivar alimentos que serán consumidas en los propios alumnos. A través de eso, se espera promover un sentido de responsabilidad, participación y cultivo sostenible entre sus participantes; y un invernadero que permita aprender técnicas de cultivo, reutilización de desechos y mejorar relación con el medio ambiente.

 Fondo concursable

Por segundo año consecutivo, Nuevosur convocó a las unidades escolares de la región del  Maule, a presentar propuestas que fortalezcan el trabajo medioambiental que cada establecimiento educativo desarrolla. Como resultado, 21 proyectos recibirán recursos que permitirán su ejecución; y de ellos, seis serán desarrollados por establecimientos del Maule.

Julio Santiváñez, gerente general de Nuevosur, explicó que esta iniciativa se alinea con el trabajo medioambiental que desarrolla la compañía. “Resulta muy estimulante apoyar proyectos de comunidades escolares, con las que compartimos el interés por fortalecer los valores ambientales. Este fondo concursable tiene el valor de contribuir a mejorar la calidad de vida de las comunidades educativas y las localidades donde están insertas, potenciando los liderazgos que promuevan el trabajo colaborativo y fortaleciendo la participación ciudadana en la gestión ambiental local”, aseguró.

En el detalle de iniciativas, destacan reciclaje, cultivos de hortalizas, frutales y hierbas medicinales, uso de ampolletas eficientes, cocinas solares, control de bolsas plásticas y creación de espacios con criterios “verdes”.

Junto a otros diez proyectos en el Biobío y cinco en O’Higgins, los seis proyectos en el Maule fueron desarrollados por las comunidades escolares del Liceo Complejo Educacional Javiera Carrera, Escuela Abate Molina y Liceo de Cultura y Difusión Artística de Talca; además de la Escuela Especial Las Violetas, Escuela Presidente Carlos Ibáñez del Campo y la Escuela República de Francia de Linares.

COMPARTIR

¡Queremos saber tu opinión!