Reforzarán fiscalización a buses y otros servicios de transporte durante fiestas patrias

Los operativos de fiscalización del Ministerio de Transportes y Telecomunicaciones ya comenzaron a aplicarse en los diversos puntos de la Región del Maule.

TALCA.- El Ministerio de Transportes y Telecomunicaciones (MTT) y el Ministerio de Obras Públicas (MOP), anunciaron un plan de fiscalización y control vehicular en las principales carreteras y autopistas interurbanas del país.

Mientras que el plan de control del MOP estará enfocado en la gestión del tránsito, a través del reforzamiento de peajes y la ampliación de pistas en diferentes plazas de pago, el MTT anunció un programa de fiscalización que se inicia el lunes 10 de septiembre

A partir de esa fecha se concretarán a nivel nacional cerca de seis mil 500 controles a las condiciones técnicas y de seguridad de servicios interurbanos y también a buses rurales en terminales y carreteras, con el objetivo de que las personas se trasladen de manera segura en estos vehículos.

Las revisiones a buses interurbanos, además de comprender la revisión de las condiciones técnicas, de seguridad y documentación, también incluirá el control del uso de cinturón de seguridad por parte de conductores y pasajeros. Cabe consignar que los vehículos fabricados a partir del año 2008 deben contar con este tipo de dispositivos y que desde el 2011 se estableció su uso obligatorio, con multas que pueden ascender a los $70 mil pesos.

A la fecha, a nivel nacional, el MTT ha realizado más de 34 mil fiscalizaciones a buses y se han cursado más de seis mil infracciones por diferentes motivos. Esto equivale a que un bus interurbano ha sido revisado un promedio de seis veces este 2018. Otro foco del trabajo de los inspectores para estas Fiestas Patrias será la fiscalización a los servicios que realizan transporte de manera informal y aquellos servicios especiales que llegarán a las ramadas.

Incluirá fiscalizaciones incógnitas, que se realizan a lo largo de todo el país desde hace 6 años y han tenido como resultado una baja en la cantidad de infracciones: si a comienzos del 2012, siete de cada diez buses eran sorprendidos cometiendo una infracción, ahora a tres de cada diez buses se les detecta algún incumplimiento.

COMPARTIR

¡Queremos saber tu opinión!